Errores Community Manager

25 errores que un community manager no debería cometer

Hacerse cargo de las redes sociales de un negocio es una gran responsabilidad. La imagen y el dinero de la empresa están en juego. Cada vez más, el prestigio y la estrategia online pueden llevar a una marca al éxito o al fracaso offline. Por eso, es conveniente dejar esta importante tarea en manos de un profesional que no cometa fallos como los que voy a enumerar a continuación. Sí, es cierto: un error lo tiene cualquiera, errar es de humanos y de los errores se aprende, pero si puedes evitarlos mucho mejor. Errores Community Manager

 

25 fallos de las empresas en las redes sociales

 

1. Lanzarse a las redes sociales sin hacer previamente un ANÁLISIS completo de: tu empresa, la competencia y el sector. Es el primer paso que tienes que dar. Si te lo saltas empezarás perdido y desorientado, o sea, con mal pie.

 

2. No fijar unos OBJETIVOS concretos y medibles que quieres conseguir en tus redes sociales. Sin esos objetivos difícilmente podrás establecer una estrategia y diseñar una campaña. Qué quieres: ¿500 nuevos seguidores en Facebook? ¿Salir el primero en los buscadores? ¿Conseguir 200 ventas en tu web? Cuando lo tengas claro, estarás preparado para “atacar”.

 

3. Empezar a trabajar sin decidir qué acciones concretas vas a llevar a cabo y cuándo. Es decir, sin un PLAN y sin un CALENDARIO con las fechas clave de tu estrategia o campaña.

 

4. No utilizar técnicas de posicionamiento SEO y/o SEM para que la página web o el blog de tu marca salgan de los primeros en los resultados de búsqueda.

 

5. Hacer las primeras MEDICIONES de resultados al mes o a los dos meses de empezar tu trabajo en las redes sociales. Error. Las mediciones y analíticas deben hacerse desde el minuto “cero”. Es la única forma de comprobar si lo que estás haciendo funciona. Peor aún es no hacer mediciones nunca, todo hay que decirlo.

 

6. Crear un PERFIL en Facebook en lugar de una fan page. De esta forma, estás perdiendo las numerosas ventajas que podrías tener. Entre ellas, un número ilimitado de seguidores, estadísticas o la posibilidad de hacer publicaciones segmentadas. Tampoco está bien que abras un perfil y una fan page con el mismo nombre .

 

7.  Hacer ANUNCIOS en Facebook dirigidos a todos los usuarios para que salgan en cualquier parte de esta red social. Error. Conviene establecer unos criterios de segmentación para llegar a un público relevante y elegir dónde se va a ver nuestra campaña. En este sentido, Power Editor te será de gran ayuda. De lo contrario estarás perdiendo tiempo, dinero, energía y eficacia.

 

8. Abrir una cuenta en TODAS las REDES SOCIALES habidas y por haber. El que mucho abarca…, ya sabes. Es mejor elegir bien las plataformas sociales donde nos interesa tener presencia y cuidarlas. Para empezar, Twitter, Facebook y Google Plus están bien. Luego, dependiendo de nuestro negocio, también pueden interesarnos Youtube, Linkedin, Pinterest o Foursquare. Hay que estudiarlo, no lanzarse a lo loco a por todas.

 

9. Publicar en las redes sociales de forma descontrolada y POCO ORGANIZADA. Por ejemplo, hacer muchas publicaciones un mismo día y luego permanecer en silencio una semana. Te recuerdo que hay que marcarse un plan, tener objetivos y ser constante.

 

10. Bombardear con PUBLICACIONES CONTINUAS a tus seguidores sin importar la calidad de lo que compartes. Error garrafal. Tus fans van a terminar saturados y van a dejar de seguirte si no les ofreces contenido de valor.

 

11. PROGRAMAR de forma sistemática todas tus publicaciones en las redes sociales, como si fueras un robot. En el mundo Social Media funciona la comunicación “humanizada”, así que esta táctica no te lleva a ninguna parte.

 

12. Publicar o compartir contenido SIN HABERLO LEÍDO previamente (o sin haberlo visto, en el caso de que sean vídeos).

 

13. Lanzar una campaña importante un sábado, un domingo o, lo que es peor, un VIERNES POR LA TARDE en las redes sociales.

 

14. Hacer publicaciones SÓLO CON TEXTO. Sin imágenes, ni vídeos, ni infografías…

 

15. Escribir publicaciones 100% COMERCIALES con el único objetivo de vender. Marketing directo puro y duro.

 

16. Abusar de las PUBLICACIONES INFORMATIVAS, sin ofrecer la posibilidad de feedback a los seguidores para que comenten y participen.

 

17. ELIMINAR los comentarios de un seguidor enfadado con la marca.

 

18. CABREARSE y entrar al trapo cuando los usuarios hacen comentarios negativos en tus redes sociales.

 

19. NO ESCUCHAR a tus seguidores. Ignorar sus comentarios y opiniones. O responderles demasiado tarde, por ejemplo varios días después. Eso de “más vale tarde que nunca” no funciona en las redes sociales.

 

20. Obsesionarte con AUMENTAR el número de seguidores a toda costa (aunque sea comprándolos). De nada te sirve tener miles de fans que no interactúan ni son clientes de tu negocio (ni lo serán jamás). Son un lastre y te restan autoridad.

 

21. Tener contenidos DUPLICADOS en Internet. Por ejemplo, publicar exactamente el mismo artículo en diferentes blogs. Google te penaliza cuando haces esto, así que le estás haciendo un flaco favor a tu empresa.

 

22. COPIAR Y PEGAR lo que han escrito otros para elaborar tus contenidos. Esta práctica no te conviene por dos motivos: primero, por la sanción de Google, y segundo, porque es un gesto feo que te quita credibilidad y prestigio. Además, cualquiera te puede pillar con herramientas como “copyscape”.

 

23. No tener en cuenta las PALABRAS CLAVE en tus artículos ni incluirlas en los títulos de tus publicaciones.

 

24. No saber quiénes son tus influencers, tus embajadores ni los REFERENTES de tu sector. Sin esta información estás perdiendo muchas oportunidades de difusión y repercusión de tus contenidos. Y, por lo tanto, de que se conozca tu marca.

 

25. Esperar RESULTADOS INMEDIATOS. Los milagros no existen y el trabajo en las redes sociales es una carrera de fondo.

 

Hablando de fallos, ¿crees que me he dejado algún error importante fuera de esta lista? Si es así, te agradecería que me lo comentaras. RECTIFICAR es de SABIOS. Muchas gracias por leerme.

 

Alicia Ro. Community manager y profesional de la comunicación.